Páginas

miércoles, 13 de junio de 2007

Lea este breve instructivo.

Paso número 1, para sostener el objeto.

Sin que haga mayor diferencia el que se encuentre de pie o en un asiento, estire levemente los brazos, del modo en que normalmente se sostiene un libro, para sostener el objeto.


Paso número 2, para ver el objeto.

Una vez que tiene en sus manos el objeto de la manera apropiada, es preciso que se repare sobre el modo en que la inclinación de la cabeza se debe realizar. Procure tener la espalda recta, lo más que le sea posible, ya que esto permitirá que su cuello esté extendido y su rostro pueda bajar sutilmente, apenas lo necesario, para que pueda hacer el movimiento de la manera en que es precisa, viendo lo que tiene enfrente sin que parezca que lo está usted viendo en realidad.


Paso número 3, para finalizar.

Entregue, extendiéndolo con la mano derecha -con discreción- el objeto a la persona que tenga más próxima.